En pocos detalles, tu casa dice mucho

Tene en cuenta algunas recomendaciones simples para que tu propiedad siempre esté en buen estado e incremente su valor comercial.

El buen cuidado de un inmueble hace que la inversión que una familia hizo con esfuerzo y dedicación aumente. De esta manera podrá venderla a buen precio, si desea cambiar de casa o invertir en nuevas propiedades, o bien, disfrutarla en plenitud haciendo de esa casa, un hogar.

Cuando se asigna un precio a una vivienda usada se tiene en cuenta el estado de conservación del inmueble en sí y de las áreas comunes.

En cuanto al mantenimiento se recomienda tener presente el estado de la pintura de las paredes y techos. La pintura es una de las acciones que, con menor inversión, reportan mayores beneficios a la habitabilidad del lugar y a la percepción de valor. Chequear su estado es un ejercicio que debe hacerse con frecuencia porque nos va a permitir, no solamente sentirnos en un espacio agradable, cómodo, libre por ejemplo de humedades, de hongos, sino también que hace sentir que es un espacio no perjudicial para la salud de los niños y de las personas, un lugar propio y luminoso.

Estableciendo un paralelismo, pensemos en una persona que quiere vender un auto… ¿dá lo mismo que esté limpio y brillante, en un parque al sol, o sucio y dentro de una oscura cochera?… las impresiones siempre cuentan. Usemoslas a nuestro favor con la ayuda de un pintor.

Otro punto son las instalaciones hidráulicas y sanitarias que deben revisarse periódicamente. si la vivienda es usada, cambiarlas, ajustarlas y chequear que funcionen como corresponde para que cuando la persona y potencial comprador vaya a ver la casa, abra la canilla y esté funcionando adecuadamente. Mismo con las perdidas en inodoros. Estos detalles, cuando son descuidados, hablan de un mal mantenimiento general y despiertan inquietudes al momento de decidir. Al fin y al cabo, la visita del plomero no solo puede solucionárnos estos problemas, sino muchos otros, ya que comunmente, también son gasistas.

La fachada es uno de los indicadores más importantes para la valorización de un inmueble: Es la primera impresión. Cuando las fachadas en los barrios están bien pintadas y bonitas da gusto caminar por la zona. La gente compra ¨sueños proyectados¨, es decir, no ven una pared despintada que con $ 400 se arregla, sino que se visualizan (o no) con su familia, disfrutando de determinados momentos Ya se imaginan instalando muebles, colocando plantas, acomodando sus cosas, etcétera. La pared despintada de $ 400, si bien parece un escollo menor, no lo es al momento de generar esa ilusión que dispara la compra. Volviendo al ejemplo del auto… ¿nos da lo mismo que tenga un bollo en la puerta cuya reparación nos descuentan del precio? En muchos casos, la diferencia no son los $ 1.000 que puede demandar su arreglo, sino lisa y llanamente, la decisión de No comprar.

La limpieza y el orden general son otros factores a considerar si queremos que la ¨novia se case con un buen candidato¨ o si deseamos, ¨una buena convivencia de pareja¨.

Arranca por lo simple y lo que más beneficios reporta. Pinta una habitación del color que más te guste y contanos tu experiencia. Hacelo hoy, así también lo disfrutas vos!

 

Equipo de Home Solution

www.homesolution.com.ar

#home_solution #redhs #redprofesional

 

Si necesitas un profesional para mejorar tu casa, toca aquí